Empresas y Emprendimientos

Empresas y Emprendedores, una visión distinta de crecimiento. Capítulo 1

CAPÍTULO 1

El modelo QIBS, no es un modelo que tenga componentes desconocidos o que no sean parte de otros modelos vigentes y actuales, es por eso que el poder explicar este modelo y aplicar en una caso concreto es mucho más sencillo de lo que podría parecer en primera instancia.

Desde luego cada modelo tiene sus grandes ventajas y también algunas desventajas que podrán ser más complejas o menos complejas dependiendo del grado de conocimiento del modelo e incluso del tipo de idea de negocio, empresa o mercado.

El modelo QIBS, está compuesto por 10 pasos fundamentales que han sido probados, no sólo por el autor, sino la experiencia en distintos negocios y emprendimientos que han utilizado elementos y/o componentes similares o con una estructura parecida.

Luego de las aclaraciones correspondientes, procedemos sin más preámbulos a explicar el primer componente del modelo QIBS.

PASO 1: PROPUESTA DE VALOR

Definitivamente este concepto es el más importante en una idea de negocio y en una empresa. Desde luego el concepto no es nuevo, pero no todos lo entienden y son menos aún los que saben precisamente cuál es esa propuesta de valor.

Uno de los conceptos más utilizados y que es estratégicamente el más importante a la hora de plantear una idea de negocio, corresponde a la respuesta de la siguiente pregunta: ¿cuál es el problema que soluciona nuestro producto o servicio?

Conocer la de manera clara y concisa la respuesta a esa pregunta es parte del conocimiento que se debe tener para entender y conocer la propuesta de valor.

En una empresa que ya está establecida, muchas veces con productos y servicios que llevan mucho tiempo en el mercado, la propuesta de valor, puede confundirse con el mismo producto o servicio, el producto o servicio no necesariamente representan la propuesta de valor y en ocasiones, sólo son el medio por el cual el cliente final recibe esa propuesta de valor.

Existen muchas características que determinan la diferenciación de un producto a otro similar, pero lo que hace que el producto o servicio venda más, es la propuesta de valor que tiene y además cómo se la presenta y cómo le llega al cliente final.

Por ejemplo cuando tenemos un restaurante, el plato como tal no es lo que hace que el cliente seleccione uno en particular, ya que muchos de esos restaurantes, ofertarán el mismo plato o platos similares, existen factores, que van más allá del simple producto como tal, uno que puede ser decisivo, pero sólo de forma circunstancial es el precio, pero no es el que determina la elección deseada.

Entonces, ¿qué es lo que le lleva al cliente a escoger un plato o comida en particular?, suponiendo que el precio no es un problema, y aún así lo fuera, existen diferentes restaurantes que manejan precios similares y están en distintas categorías, entonces, siempre es posible encontrar un restaurante adecuado incluso si el precio fuera un factor decisivo e importante.

Acabamos de ver que aún así el precio fuera importante para nuestra elección, no es el factor fundamental de elección, si bien nos muestra un conjunto más adecuado para nuestra disponibilidad, no determina la elección.

Podemos preguntar a nuestros amigos o familia que les lleva a escoger entre uno u otro restaurante, nosotros mismos podemos dar una respuesta que va más allá del precio, la respuesta siempre estaría inmersa dentro de algunos de los siguientes conceptos:

  • Sabor o sazón de la comida
  • Variedad de la comida
  • Platos caseros
  • Platos elaborados
  • Distancia
  • Tiempo de atención
  • Calidad en el trato
  • Calidad de la comida

Si ves la lista anterior, todos son conceptos que tienen que ver con el gusto, la preferencia y las sensaciones que cada persona tiene o siente al momento de ingresar a un restaurante.

Es en esa pequeña lista y en algunos otros elementos más que se encuentra la propuesta de valor de un restaurante.

Hasta ahora hemos visto que factores que por lo general se consideran importantes como el precio, no son fundamentales a la hora de una elección, sino son conceptos que tocan las sensaciones y emociones de los clientes, las que determinan y definen la compra de un producto o servicio.

Es por eso que muchos productos que llevan años en el mercado siguen teniendo una participación grande del mercado, no porque no existan productos similares e incluso de mejor calidad, el cliente elige una emoción o un sentimiento que le lleva a comprar un producto que se ha hecho parte de su vida y que le genera sensaciones que otros productos similares no.

Con estos elementos, ya establecidos podemos decir que el planteamiento de una idea de negocio debe primero responder a la pregunta ¿cuál o qué problema estamos resolviendo?, por supuesto que debemos también contestar el ¿cómo lo resolvemos?, para encontrar lo que necesitamos para elaborar, fabricar, construir o desarrollar el producto o servicio.

Para una empresa ya establecida esas dos interrogantes, teóricamente y técnicamente deberían estar respondidas y esas respuestas deberían ser claras y concisas.

Pero para ambos casos, tanto las ideas de negocios o emprendimientos, así como para las empresas ya establecidas, debemos identificar la propuesta de valor, que debe ser flexible con el tiempo y las circunstancias.

Seguramente hasta este punto ya se ha debido generar una pregunta más que vidente en el lector y esa pregunta seguramente debe ser algo como: ¿cómo encuentro la propuesta de valor de mi producto o servicio? o tal vez sea esta otra: ¿cómo creo una propuesta de valor a mi idea de negocio o a mi producto o servicio que estoy vendiendo actualmente?

Para responder a esas posibles preguntas y en general para recomendar una forma de encontrar esa propuesta de valor que debes tener a la hora de ofertar un producto o servicio, te puede ser muy útil la siguiente infografía.

Si luego de haber leído este capítulo y haber revisado la infografía detenidamente aún no encuentras la propuesta de valor de tus productos o servicios, no te desanimes, sigue analizando qué emociones, sentimientos o sensaciones generan y seguro podrás encontrar esa propuesta de valor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s